Fotógrafo Profesional – ¿Por qué un fotógrafo profesional vale lo que cuesta?

¿Cuál debe ser el precio de una foto? Es difícil encontrar respuesta a este interrogante, el cual resulta ser más complicado aún al venir desde un cliente. No es fácil valorar un trabajo intangible cuando tienes tantas variables eso es cierto, pero antes de nada, es necesario subrayar que no hay una fórmula que permita acceder al precio adecuado o exacto.

Por eso en mis presupuestos de fotografía siempre encontrarás un desglose detallado del tipo de fotografía profesional que se realizará en la sesión/evento desde un punto de vista objetivo, claro y justificado por lo que te ayudaré a entender con facilidad cual es mi papel en el proyecto que juntos llevaremos a cabo.

Educación, gastos fijos y equipos…

Desde un principio se debe tener en cuenta que un fotógrafo profesional para lograr ser un trabajador independiente necesita saber manejar un cámara réflex para poder explotar al  100% toda la información del escenario al que nos enfrentamos de la mejor manera posible por lo que estudiar fotografía, realizar talleres, cursos, seminarios, clases privadas… en su conjunto suponen costes que muy pocos clientes, probablemente no cuenten a la hora de valorar el presupuesto de un buen fotógrafo (por eso escribo este post).

No debemos olvidarnos de las herramientas de todo fotógrafo… Por si no lo sabías el coste de cada artilugio que sacamos en una sesión tienen un coste alto independientemente de la marca que se utilice, este material obviamente debe amortizarse con el tiempo de horas invertidas, por eso, cada uno aplica las herramientas más cómodas y efectivas: Objetivos, iluminación, filtros, baterías, tarjetas de memorias, mantenimiento del material… todas ellas necesarias para trabajar en una buena sesión de fotos.
Y como no, por fuera de toda formación, horas de trabajo y gastos en material, están las necesidades básicas que todo el mundo cuenta para vivir. Todo trabajo por mucho que nos encante requiere horas, y como no… las horas de implicación técnicas tienen un coste.

Por la años de experiencia está comprobado que el cliente está dispuesto a pagar más mientras mayor sea la reputación artística del fotógrafo. A su vez, el mercado determina el nivel de dificultad de la venta. He aquí uno de los grandes problemas, ya que hay quienes regalan su trabajo y otros que lo sobrevaloran.

Por eso en este último punto cabe la buena comprensión y análisis de lo que en realidad cuesta una foto realizada por un fotógrafo profesional. Vale la pena cada céntimo de euro pagado si dispones de una buena atención por el fotógrafo y por supuesto la calidad/gusto que te puedan aportar mis imágenes.

Espero que este post te haya servido para orientar Si estás pensando en contratar algún servicio de fotografía ya sea en esta web o en la de otro compañero no dudes en contactar conmigo.

“Yo hago lo que tú no puedes, y tú haces lo que yo no puedo. Juntos podemos hacer grandes cosas”


Leave a Reply